bitmarketing.es utiliza cookies para mejorar tu experiencia de navegación y realizar tareas de análisis. Al continuar con tu navegación entendemos que das tu consentimiento a nuestra política de cookies
Posicionamiento SEO

Google se acerca a la web semántica

Google, el buscador de referencia en gran parte del mundo, se acerca cada vez más a la manera en la que los usuarios desean recopilar y ordenar la información, y por ello apuesta la aproximación semántica para entender mejor a sus usuarios.

Eso parece desprenderse de los artículos y noticias publicadas los últimos días en diferentes medios de referencia en internet como El País Digital y otros portales y blogs de especialistas en marketing online.

La multinacional ya mostró su interés en 2010 por la adquisición de “Start-up Metaweb Technologies”, compañía que confeccionó una base de datos de 12 millones de entidades relacionadas sobre la que se basó el lanzamiento de Google Knowledge Graph (que actualmente aglutina unos 200 millones de entidades).

No es de extrañar que Google trate de potenciar este modelo de gestión de la información y ejecución de las búsquedas, ya que Siri, el asistente oral de Apple, está teniendo un notable éxito aplicando esta fórmula.

La web semántica constituye una auténtica revolución como lo fue en su día la web 2.0. De esta forma se pueden analizar relaciones entre palabras, ubicando cada término dentro de una ontología o “nube” de términos conectados entre sí (sinonimia, polisemia, términos genéricos y específicos, términos relacionados, valores, atributos…).

Estructurando los datos con este método, Google podrá comprender mejor el lenguaje natural, devolviendo unos resultados más relevantes y proporcionando respuestas directas.

Por ejemplo, permitirá realizar consultas del tipo: “Fontaneros baratos cerca de la calle X que abran los sábados”.

Relacionando datos estandarizados sobre razones sociales de empresas de fontanería, horarios, direcciones, tarifas, geo-localización, etc., brindará respuestas concretas a preguntas muy definidas, sin necesidad de incidir tanto en la pertinencia o no de los términos de búsqueda empleados.

¿Qué sucederá con el SEO entonces? ¿Será positivo o negativo para quienes hayan desarrollado sus estrategias de SEO durante años?

Como siempre, el éxito o no, dependerá de la capacidad de adaptación de los “sites” ante cada nueva idea e implementación por parte de Google.

Quienes hayan tenido en cuenta un esquema de palabras correctamente relacionadas entre sí, no deberán preocuparse… por el momento… pero ya no bastará con aportar las keywords adecuadas en el lugar adecuado dentro de la web.

Algunas de las páginas verán disminuido su tráfico como consecuencia de que el buscador proporcionará en el mismo motor de búsqueda la información organizada que necesitamos (además de los resultados habituales), por lo que se incrementará el tiempo de permanencia en su entorno.

De lo que podemos estar seguros es de que las “técnicas de posicionamiento” y desarrollo web deberán ser sometidas a un proceso de renovación para ubicarse dentro de la nueva realidad que ofrece la web semántica y aprovechar al máximo todas sus posibilidades. Deberemos familiarizarnos más con conceptos como ontología, RDFa, microdatos, etc.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *